El Hospital Granaderos a Caballo terminó de instalar ayer un moderno sistema de digitalización de imágenes correspondientes a mamografías y radiografías. El servicio ya vino incorporado en el tomógrafo que la Provincia sumó semanas atrás.

De este modo, los estudios se integrarán a la red de efectores provinciales que habilita el acceso a la información en diferentes establecimientos del territorio santafesino. A partir de ahora, el paciente recibirá un diskette con el estudio y la imagen en papel común, con una calidad superior al de las placas, que le demandan al hospital un gasto mucho mayor.

El sistema se puso en marcha a partir de una inversión conjunta que afrontaron el Samco y la Secretaría de Salud de la Provincia. La compra del digitalizador estuvo a cargo de la institución local y ascendió a 50 mil dólares, mientras que el Estado provincial adquirió el servidor, que costó 125 mil pesos.